Blog

Baños de bosque saludables

Siete bosques de la Costa Brava y el Pirineo de Girona ofrecen un producto ecoturístico de salud pionero en España, pero que sigue el modelo de Japón

forest-3128589_960_720

Escuchar el silencio. Caminar lentamente. Respirar, relajarse. Contemplar y estimular los sentidos. Son algunos de los hábitos que pretende difundir la Asociación Selvans, que impulsa el proyecto Bosques Saludables e Itinerarios Terapéuticos. Con la creación de una red de siete bosques maduros y singulares que ofrecen lo que denominan “baños de bosque”, el proyecto busca promover el bienestar y la conexión con la naturaleza. El doctor Secundino López Pousa, coordinador del servicio de Neurología de los hospitales Trueta de Girona y Santa Caterina de Salt y presidente de Selvans, asegura que “la naturaleza lo representa todo desde el punto de vista de la salud”.

Coincidiendo con el Año de la Sostenibilidad, el Patronato de Turismo Costa Brava Girona y la Asociación Selvans han presentado la primera red de Bosques Saludables e Itinerarios Terapéuticos del Estado. También participan en el proyecto la Universidad de Girona, siete ayuntamientos gerundenses, los propietarios de bosques y órganos gestores de los espacios. La propuesta ecoturística va dirigida tanto a personas sanas como a aquellas que están con riesgo o proceso de padecer enfermedades crónicas.

Esta iniciativa se inspira en modelos que ya existen en países como Japón, Estados Unidos, Corea del Sur y Alemania, y busca contribuir a la protección y conservación de los bosques maduros y singulares con valor natural, convertirse en un nuevo recurso forestal para la propiedad y en un producto innovador ecoturístico de salud. “Nuestro organismo necesita para regenerar las neuronas y las células en general una serie de sustancias que no es capaz de fabricar”, recuerda el doctor López Pousa. Los árboles y las plantas producen sustancias, como el oxígeno, que “entran en nuestro cuerpo por la piel y mejoran nuestra salud”.

Los pioneros en este tipo de estudios son los japoneses. Sus investigaciones han determinado que los bosques aumentan la inmunidad, reducen la presión arterial, la ansiedad y el estrés. En 1982 con el objetivo político de ahorrar en seguridad social, desplegaron una primera red de bosques terapéuticos que tiene millones de usuarios.

Accesibles y tranquilos

Desde este mes, los bosques de Can Fornaca, en Caldes de Malavella, Palau Sa Costa, en Girona, y las Torrenteres, en Vidrà, ofrecen “baños de bosque” a quienes quieran mejorar su bienestar. A partir de enero de 2018 se incorporarán bosques de les Preses, Sant Hilari Sacalm, la Jonquera, y Tossa de Mar. Todos ellos con unas características comunes. No sirve cualquier bosque. El coordinador general de la Asociación, Jaume Hidalgo, explica que deben tener “calidad paisajística, con grandes árboles con componente de madurez, porque hay más líquenes y musgo, la aerobiología es más densa, hay hongos de descomposición [presentes en muchos medicamentos] y hay, menos contaminantes”. También deben ser “accesibles y tranquilos”, añade.

En los bosques gestionados por Selvans a través de un contrato de custodia, se ha creado un método terapéutico para grupos de entre 12 y 15 personas que consiste en un recorrido de entre 1 y 3 kilómetros a pie, o sea unas dos horas en total. Durante esa caminata se practican ejercicios sensoriales guiados (respiración, observación, silencio). Selvans y la UdG organizan cursos formativos especializados para transferir este método a terapeutas y guías de naturaleza. “Saldrá la primera promoción de guías terapéuticos con un estándar de calidad. No podemos ir al bosque como si fuéramos recolectores”. 

Anuncios